Observatorio de Control Fiscal Ambiental OCFA





ESTUDIO AMBIENTAL ESTRATÉGICO – ESTADO DEL ARTE DEL FENÓMENO DE EROSIÓN COSTERA EN EL ARCHIPIÉLAGO DE SAN ANDRÉS PROVIDENCIA Y SANTA CATALINA Y RECOMENDACIONES EN EL MARCO DEL CONTROL Y LA VIGILANCIA FISCAL

Bogotá, 12 de mayo de 2021.


La erosión costera es un proceso natural importante para el mantenimiento del equilibrio dinámico de los sistemas costeros y, a su vez, puede representar un peligro significativo para los ecosistemas y las comunidades asentadas en estos. Son diversos los procesos y factores naturales y antrópicos que lo generan, como el desequilibrio sedimentario, cambios en la dirección del viento, desviación o refuerzo de las corrientes costeras, aumento del nivel del mar, eventos climáticos extremos, entre otros (Rangel-Buitrago y Neal, 2019; Esteves, 2019).

Todas las costas son susceptibles a fuerzas erosivas que conducen al desplazamiento de sedimentos y rocas, que se ven intensificadas por actividades humanas y la mala gestión de las zonas costeras, como la instalación de construcciones de protección costera, la extracción indiscriminada de arena y destrucción de manglares y arrecifes de coral, aumentando así la tasa de erosión. De manera general, una mayor probabilidad de erosión costera se presenta principalmente cuando se producen fuertes vientos, alto oleaje y en períodos de marea alta.

La diversidad de alternativas para el manejo y mitigación de la erosión costera que existen actualmente, son resultado del reconocimiento de las distintas causas y sus diferentes grados de intensidad del proceso de erosión que interactúan en el tiempo y a diferentes escalas espaciales, por lo que una playa en particular requiere soluciones particulares. La gestión de la erosión costera debe comenzar con la identificación y caracterización del problema de erosión, determinando sus causas y entendiendo los procesos naturales y antrópicos asociados. Esta información posteriormente deberá guiar la planificación, preparación y toma de decisiones en cuanto a la elección e implementación de la alternativa apropiada, considerando el tiempo disponible para la consecución de los resultados esperados.

El manejo de la erosión costera puede beneficiarse sustancialmente con un enfoque de uso de ecosistemas costeros porque estos pueden mejorar el ambiente físico, no obstante, el uso de este enfoque por sí solo no puede garantizar un éxito total, la combinación con otras estrategias ofrecerá un plan de gestión de la erosión costera más sostenible. En tal sentido, la ingeniería ofrece soluciones duras, que son un conjunto de estructuras artificiales, y las soluciones blandas, que son una gama de técnicas que busca articularse con los elementos de la naturaleza para proteger la costa en lugar de intentar interrumpir los procesos naturales.

A lo largo del Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, la erosión costera está relacionada principalmente a factores naturales, como la orientación de la costa con respecto al oleaje y con los desequilibrios sedimentarios asociados a la degradación de ecosistemas, como las algas y los corales que son la principal fuente de sedimentos calcáreos. De igual manera, el aumento de la población ha incidido en la extracción de arenas de las playas para construcciones, la perdida de vegetación desde la destrucción de los pantanos de manglar y la invasión continua de las zonas adyacentes al mar con edificaciones que en algunos casos han sido rellenados a la fuerza; situaciones que en conjunto conllevaron al desequilibrio ambiental, de las cuales la erosión costera es un síntoma (Sánchez, 2008)

Un estudio de INVEMAR (2015) determinó que las islas de San Andrés, Providencia y Santa Catalina cuentan con cerca de 5.243 metros lineales de costa afectados con erosión costera de categoría alta, sin embargo, así como este, otros estudios contienen recomendaciones acerca de las medidas adecuadas a aplicar para la mitigación de la erosión costera en la zona, medidas que en la mayoría de los casos no se han visto reflejadas en las distintas intervenciones efectuadas hasta el presente.

Para el logro de las acciones de prevención y de mitigación se identificaron cerca de 31 entidades del orden nacional y territorial que tienen algún grado de responsabilidad o injerencia en la gestión de la erosión costera, no obstante, los análisis realizados concluyen que son principalmente la UNGRD, el MADS, las CAR, la Gobernación y la Alcaldía, las entidades con mayor interés y alta influencia para la solución de la problemática en el archipiélago

Continuar…(link directo al documento)

Este documento completo y otros estudios sectoriales ambientales pueden ser consultados en el centro de documentación del Observatorio de Control Fiscal Ambiental: https://observatorioambiental.contraloria.gov.co/SitePages/documentacion/informesdes.aspx

 

[1]  Al finalizar la legislatura 2019 este proyecto se aprobó en primer debate de Cámara. En noviembre de 2020, se encontraba aprobado en segundo debate.




X

Preguntas frecuentes

X

Siglas y Acrónimos

X

Glosario